Martin Goldschmidt, fundador de Cooking Vinyl: “A Apple solo le interesan los artistas más top”

En el marco de la próxima edición del BIME PRO, que se llevará a cabo los días 26, 27 y 28 de Octubre en Bilbao, conversamos con Martin Goldschmidt, fundador y director de Cooking Vinyl, uno de los sellos independientes más importantes a nivel mundial, quien durante el BIME Pro charlará acerca el futuro de la industria de la música.

martin-at-tge-photo

IM: Martin, fundaste hace 30 años Cooking Vinyl y has visto evolucionar la industria discográfica del físico al digital (con las descargas) y ahora todo camina hacia al streaming. ¿Cómo ves el futuro de la música grabada para los independientes a corto plazo?

Esa es una pregunta complicada. Es interesante porque existen muchas estadísticas que muestran que los independientes están teniendo éxito en plataformas de streaming, incluso Merlin me ha comunicado que nos va muy bien dentro de nuestra cuota de mercado, sin embargo la naturaleza del streaming implica que el dinero se recupera muy lentamente a través de los años. Cuando se producen artistas que puedan tener hits en la radio, se puede recuperar de una forma más rápida, pero en el resto de los casos, la recuperación de la inversión es lenta, lo cual afecta la financiación de nuevos proyectos que no sean específicamente radio friendly.

Las independientes no dominan la radio de la misma forma que las majors, por lo que existen muchos problemas a la hora de encontrar fondos para financiar proyectos, si tu retorno de inversión es de unos cinco años en lugar de ser seis meses.

IM: Las playlists dominan el consumo del streaming y las playlists de Spotify encabezan este consumo, las majors tienen acceso y control sobre ellas.. así que la pregunta es ¿Cómo Cooking Vinyl trabaja para posicionarse en estas playlists? ¿Puede?

No estoy muy seguro de cuánto dominio tienen las majors sobre las playlists, creo que existen muchas razones para pensar que es así, pero creo que la situación es mucho más complicada. Al momento es un poco como el viejo oeste, las listas más importantes son las de Spotify y Apple Music y las independientes tenemos acceso a ellas, sin embargo todo el tema del acceso a las playlists es un poco desastroso. En el Reino Unido esto está siendo reestructurado, y se han convocado a gente de Radio 1 para hacerlo, pero todo el proceso está bastante en el aire todavía. Tuvimos una reunión con Spotify la semana pasada en la que nos prometieron que tendremos acceso al equipo que maneja las playlists. Actualmente tenemos acceso extraoficialmente a este equipo y colocamos muchas canciones en estas playlists.

Las listas más importantes son las listas en los Estados Unidos, a las cuales tenemos cierto acceso. Lo interesante es que todos quieren tener más acceso, incluyendo a las majors, y la verdad es que no tengo conocimiento de cuánto acceso tienen. Creo que tienen más acceso que las independientes pero a su vez el repertorio de las majors es más adecuado para las listas populares que el de las independientes.

Creo que es muy fácil decir que las majors dominan el acceso a las playlists y las independientes no tienen acceso alguno, cuando no se tiene conocimiento de cómo funciona el proceso. En la reciente reunión que tuvimos con Spotify, les mencionaba esto, y cuando me preguntaron ¿Por qué lo dices? ¡en realidad no supe cómo responder! Es fácil asumir esto cuando no sabes realmente cómo funciona, pero ahora entiendo que no es tan simple.

Ciertamente creo que las majors tienen un mejor acceso, las independientes tenemos cierto acceso, pero es un proceso que está cambiando ahora mismo y no tiene una estructura concreta y… es complicado.

El otro factor importante que afecta el tema de las playlists, es que las majors tienen representante locales que establecen relaciones con Spotify, por ejemplo, tienen representantes que van y visitan la oficina de Spotify España. Lo que las independientes hacen por lo general es llegar a acuerdos globales, bien sea directamente con Spotify o con un distribuidor digital, pero no tienen a nadie que vaya y se conecte de forma personalizada con Spotify España para tratar de entrar en una de esas listas. Por esta razón, las majors también están en una mejor posición para lograr entrar y las independientes no pueden competir con esto.

IM: Han habido noticias de intentos de crear un Digster o un Filtr del sector independiente ¿Crees que podría mejorar la posición de las independientes frente las majors?

Definitivamente. A través de nuestro distribuidor, nosotros tenemos acceso regular a las playlists de Filtr, y es algo que definitivamente hace la diferencia, sin duda alguna. Pero de nuevo, es un asunto complicado. La música tiene que funcionar a nivel artístico, el consumidor tiene que gustarle, de otro modo no tiene sentido alguno. También tiene que funcionar a nivel de género. La demanda más grande es por ese tipo de música que está en el tope de las listas, que por lo general no suele ser independiente, con la excepción de artistas como Adele. Por este motivo es muy difícil desarrollar una playlist potente que no tenga a las grandes estrellas. Una lista de música indie por sí sola, no va a generar tráfico para el género, por lo que hay muchos retos involucrados en esto, y hay que enfocarse en el sector del mercado en el que realmente se obtendrán resultados.

IM: En este sentido, se afirma que MoS aceptó la oferta de Sony precisamente para acceder a estas playlists… ¿Es esta la solución? ¿Acabar dentro de una major?

Pues, me preguntas en un mal momento porque casualmente tengo una reunión con ellos mañana! Creo que hay algo de cierto en esto, pero creo que el principal problema es que la gran parte del modelo de negocio de Ministry of Sound se basa alrededor de las compilaciones musicales, el cual no puede sobrevivir en la era del streaming. Si hubiesen vendido hace dos años, probablemente hubiesen obtenido más dinero por la compañía, pero han tenido que salir de ella porque el modelo ya no era sostenible. El dueño de MoS es un gran amigo mío, son una gran compañía que han logrado cosas increíbles en el ámbito del A&R porque tienen muy buen ojo, lo que han logrado con London Grammar por ejemplo, no lo ha logrado cualquiera. Sin embargo, el 70% de su modelo eran las compilaciones, lo cual ya no funciona con las plataformas de streaming, es decir, el modelo sí que funciona, ahora se llaman playlists, que cualquiera puede crear.

IM: Exacto, el modelo de compilaciones se ha democratizado y masificado a través de las playlists, y cualquier usuario puede crear listas que se pueden volver muy populares.

Y mientras los usuarios se sigan moviendo hacia el streaming y alejando de otros formatos, siendo que el modelo de compilaciones está casado con el formato físico y hasta cierto punto con las descargas, es un modelo que ya no es igual ni lo será dentro de cinco años. Cuando piensas en la cantidad de dinero que MoS ganaba con su modelo cuando vendía CDs y ahora cuánto dinero gana con el mismo modelo pero a través de streaming, se evidencia el problema con su modelo de negocio.

bime-2016-970x90

IM: ¿Que posición tienes acerca de las exclusivas con los servicios de streaming?

En general no estoy a favor de las exclusivas, creo que son perjudiciales para los consumidores, lo cual a largo plazo representa un grave error. Creo que son un incentivo para una ganancia a corto plazo en lugar de fomentar resultados a largo plazo, que es lo que el negocio necesita en este momento y también lo que los artistas necesitan. Sin embargo, en el mundo real todos tienen su precio; se rumora que Drake recibió $17 millones por su exclusiva con Apple Music, y pues, no le ha ido nada mal.

En teoría, estoy en contra, pero en la práctica cada artista toma las decisiones que benefician a su negocio. A nivel de industria en el largo plazo es algo negativo, pero cada artista debe tomar sus propias decisiones financieras, de acuerdo a sus propios objetivos.

IM: En este sentido, ¿No beneficia en el largo plazo a la industria, si el artista puede obtener dinero ahora de una exclusiva para poder desarrollar su carrera con más libertad y gracias a esto puede hacer mejor música, y hacerla disponible a un público más amplio?

No creo que una exclusiva vaya a afectar la música de Drake en lo absoluto. Creo que él tiene suficiente dinero para hacer su próximo álbum y hasta diez más. No creo que dinero por exclusivas ayude a crear mejores álbumes, creo que lo que sí sucede es que gran parte de sus fans se decepcionan y los empuja hacia los torrents, hacia YouTube y otros servicios en los que la discográfica no genera dinero; se fomentan modelos de negocio que son perjudiciales para la industria a largo plazo.

Dicho esto, si yo hubiese sido el manager de Drake, hubiese aceptado la exclusiva. Le hicieron una oferta que no pudo rechazar y la tomó, y le ha funcionado muy bien. Para otros artistas no ha funcionado tan bien; si haces una exclusiva con una plataforma de streaming, las demás probablemente no te darán mucha prioridad si pueden hacerlo. Si tienes demasiado éxito, no podrán hacerlo, y esto es lo que se especula que ha sucedido con el más reciente single de Katy Perry.

IM: Hablemos del Value Gap, comentabas en la charla Cooking Vinyl Presents: “The future of” que Youtube es la plataforma de consumo de música más grande del mundo, una de las más grandes para el descubrimiento música, además no sufre las exclusivas… pero el pago de royalties comparado con los servicios de suscripción premium es significativamente menor ¿Cuál es la solución al value gap? Entidades como IMPALA están trabajando duro para reconducir la problemática del value gap, principalmente con plataformas como Youtube, ¿Cuál es la solución al respecto y como el sector independiente puede hacer frente?

Actualmente quienes están al frente de este asunto es Merlin, quienes han hecho un trabajo excepcional con las últimas negociaciones de licencias con YouTube, y están ahora en el ring peleando por la siguiente negociación. Pero al final de día, quienes en realidad tienen el poder en estas negociaciones son las majors, y son ellas quienes decidirán las reglas del juego. A este nivel, lo mejor que podemos hacer es seguir este liderazgo y tratar de obtener el mejor acuerdo posible. Si el acuerdo de las independientes es significativamente diferente al de las majors, entonces el sector tendrá que pelear, algo que ya ha sucedido en el pasado y hemos tenido éxito, gracias a Merlin e IMPALA.

El otro tema que hay que atacar es el del safe harbour, el cual IMPALA se está encargando de hacer frente a nivel Europeo. Creo que estos son los dos temas importantes.

Yo tengo mucho conocimiento acerca de YouTube y estas negociaciones, y algunas de las personas involucradas han dicho que esta es la negociación más difícil que han tenido en sus vidas. Creo que para YouTube será perjudicial tomar una postura muy fuerte, pues ya están creando un resentimiento masivo dentro de la industria. Si no desarrollan un modelo que funcione para ambos lados, no acabará bien para nadie. Al momento el modelo de negocio ciertamente no funciona para la industria, y definitivamente YouTube tiene que desarrollar una alternativa, o la pelea solo se incrementará y al final, ambos lados saldrán perdiendo.

YouTube ofrece una oportunidad fantástica para la industria, siempre y cuando se pueda desarrollar un modelo de negocio que funcione para todos.

IM: Continuando con el tema de las exclusivas, recientemente hemos visto la controversia generada por el lanzamiento de Frank Ocean, supuestamente financiado por Apple Music. ¿Cuál es la relevancia de las discográficas en este panorama en el que existe un jugador tan potente como Apple que puede financiar a artistas?

Es muy interesante porque la mayoría de los artistas no puede llegar a un acuerdo como ese, a Apple solo le interesan los artistas más top. Por cada Frank Ocean, hay miles de artistas que no pueden hacer lo mismo que ha hecho él, y que necesitan una infraestructura de negocio. Es sencillo poner el enfoque en el artista que sí puede lograr un acuerdo así y olvidar al resto, y pensar: este es el futuro. Sí que lo es para Frank Ocean, pero no para la gran mayoría de los artistas en el planeta; es necesaria una infraestructura para desarrollar artistas. De nuevo, si yo fuese el manager de Frank Ocean hubiese aceptado el acuerdo, pero a nivel de negocio es una estrategia que se desentiende de los fans no consumidores de Apple y los impulsa a buscar vías ilegales, de hecho el disco de Frank Ocean ha tenido gran éxito en sitios de descarga de torrents, lo cual para la industria es como dispararse en el pie. Es algo que no beneficia a nadie en el largo plazo, aparte del mismo Frank, pero no puedo criticarle por hacer este acuerdo. Apple está jugando a la guerra de las exclusivas y al parecer le está funcionando; uno de mis artistas me dijo el otro día que se iba a cambiar a Apple Music, porque es el servicio con la mejor nueva música. Aún así la mayoría de la gente se va hacia los torrents o YouTube.

IM: Definitivamente sigue siendo una carrera cuesta arriba lograr que los usuarios paguen por streaming, sobre todo cuando existe un servicio como YouTube.

Creo que existe una diferencia importante según el territorio, por ejemplo en los países más ricos funciona muy bien, pero no creo que el streaming sea un producto de “talla única”. No creo que el streaming Premium sea el modelo adecuado para España, ciertamente no es el modelo adecuado para Rusia o China, pero el modelo tiene todo el sentido en países escandinavos. Creo que el modelo no tiene porqué funcionar bien en todos los países.

The following two tabs change content below.
Editora Senior de IndustriaMusical.es. Events Manager. Coordinadora del Programa en Music Business de SAE Institute Barcelona.

Comentarios

Comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Recibe nuestra Newsletter!
Subscríbete!