Irving Azoff es demandado por 10.000 estaciones de radio en EEUU

En los EEUU, las tarifas que paga la radio a los compositores están fijadas por el gobierno, a través del Copyright Act de 1976. Sin embargo, tanto los compositores como sus editoriales históricamente han denunciado que este sistema está parcializado en contra de los artistas sin razón alguna y preferirían que la negociación de las tarifas se hiciera de forma privada entre las partes, sin necesidad de la regulación del gobierno.

irving azoff

En este sentido, Irving Azoff, el representante de artistas más influyente de la industria, fundó una nueva compañía para pasar por encima de estas regulaciones que fijan las tarifas que las estaciones de radio deben pagar a los compositores. Actualmente, las anticuadas sociedades de gestión ASCAP y BMI tienen la obligación de aceptar estas tarifas impuestas por el gobierno, diseñadas en su momento para impedir los monopolios en la industria editorial.

Sin embargo la compañía de Irving, Global Music Rights, no está sujeta a estas regulaciones y negocia sus tarifas de forma privada, por lo que grandes estrellas como Pharrell han firmado con esta organización para negociar tarifas más altas.

Muchos artistas se encuentran aplicando la misma táctica, lo cual significa que las estaciones de radio pronto verán incrementados los pagos que deben hacer a los compositores por la transmisión de sus canciones en el aire. Esto ha ocasionado que un grupo de 10.000 estaciones de radio hayan introducido una demanda en contra de Azoff, calificando a su compañía como un monopolio jugando un juego injusto.

La demanda fue introducida por el grupo Radio Music Licensing Committee, quienes aseguran que GMR les genera daños con tarifas injustas. el RMLC no quiere hacer negociaciones en privado, negociaciones que incluyen la posibilidad de no poder adquirir licencias para algunos artistas o tener que pagar más de lo que tienen presupuestado.

Las emisoras de radio generan dinero gracias a la publicidad insertada dentro de su programación de contenido, entendiéndose que la gran proporción de este contenido consiste en música, la cual no es producida por la radio sino por los artistas. Aún cuando la radio cuenta con contenido de costo cero por producción para soportar las ventas de espacios publicitarios, a lo largo de la historia se han beneficiado de pagos irrisorios a los compositores por el uso de sus obras.

Esta situación genera enrome frustración en la industria, lo cual aunado al hecho del declive en ingresos, ha originado que una figura importante como Azoff haya creado esta compañía con el objetivo de expandir las fuentes de ingresos de los artistas. Bien por él.

La RMLC argumenta que Global Music Rights debería estar obligado también a aplicar las tarifas impuestas por el gobierno, tal como lo hacen ASCAP y BMI, lo cual pareciera ser una demanda en contra del capitalismo de libre mercado. Sin embargo, RMLC ha introducido demandas similares con éxito, en contra de SESAC, otra compañía de gestión privada de derechos la cual tuvo que transar con RMLC en el verano de 2015.

The following two tabs change content below.
Editora Senior de IndustriaMusical.es. Events Manager. Coordinadora del Programa en Music Business de SAE Institute Barcelona.

Latest posts by Julia Hernández Ruza (see all)

Comentarios

Comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Recibe nuestra Newsletter!
Subscríbete!