Análisis sobre la muerte del One Hit Wonder, las estrellas fugaces de la música

El portal Priceonomics que en el pasado reveló datos tan interesantes como aquella lista que revelaba cuánto llegan a cobrar por show algunas de las grandes estrellas de la música.  En esta ocasión centran su análisis sobre la evolución del fenómeno conocido como el One Hit Wonder, aquellas canciones que alcanzan el estrellato y luego su interpretes no logran ninguna otra canción de éxito. Tal es caso de artistas como Chumbawamba y su “Tubthumping”, Soft Cell con “Tainted Love”  Nena  y su “99 Luftballons” o Los del Río y su mega hit “La Macarena”.

De acuerdo a la investigación para bien o para mal los One Hit Wonders, son cada vez menos frecuentes, estás son las conclusiones a las que llegan tras el análisis de más de 50 años del chart Hot 100 de Billboard, que desde 1958 se encarga de evaluar “las canciones más populares” a lo largo de múltiples géneros musicales. Desde entonces el chart ha ido evolucionando y sumando diferentes formas de consumo. La metodología aplicada se encargó de ver aquellos artistas que figuraban en el chart, para luego no volver aparecer. En el siguiente gráfico se ilustra el número de One Hit Wonders por año, aunque es posible que dicho número sea un poco más alto en los primeros años, ya que es posible algunos artistas hayan logrado un hit previo a la implementación del Hot 100.

One Hit WonderClaramente vemos que la tendencia es a la baja, y sobre ellos los investigadores de preguntan ¿por qué?

Una primera razón que justifica el declive del número de canciones cada año, se debe a que ahora las canciones permanecen mucho más tiempo en el chart. Antes de 1985 ninguna canción había permanecido más de 50 semanas en la lista, hoy eso se asemeja al estándar de un hit y ocurre con regularidad. Por poner solo un ejemplo, “Stay With Me” de Sam Smith lleva 54 semanas y aún le quedan semanas por delante, en contraste la canción “My Girl” de 1965 de The Temptation solo estuvo 13 semanas en el chart. Tan es así, que la canción promedio de Katy Perry  se mantiene en la lista, 3 veces más que la canción promedio de The Beatles, por lo que el margen para nuevos one hit wonders es cada vez menor.

Como podemos ver en la gráfica las canciones han pasado de permanecer entorno a casi 7.7 semanas en el Billboard Hot 100 en la década del 60-70 hasta casi duplicar su estadía y llegar a las 13.9 semanas en la primera década del siglo XXI.

Promedio de semanas canción hit

Al ver esta tendencia surge la pregunta: ¿Está la industria forzosamente impulsando la repetición de hits o por otra parte se le está dando al consumidor de manera repetida lo que pide?

Al parecer según apunta un artículo de The Atlantic, argumenta que mientras antes los sellos determinaban que canciones serían impulsadas, hoy en día son las cadenas radiales las que determinan los ciclos de consumo. Y a éstas no les interesa acelerar el ciclo de consumo de un hit, sino más bien que el consumidor esté contento y no cambie de estación, esto ocurre dándole lo que le gusta, hits comprobados. Sobre esto el profesor de Berklee College of Music, George Howard apunta que las majors tiene cada vez más poder gracias a su influencia sobre las cadenas radiales a través de equipos internos y empresas independientes de promoción radial, un elemento clave en el mercado norteamericano. Por ello a través de la repetición logran establecer hits. 

Sin embargo, el descenso en el número de hits que tienen cabida cada año, no responde del todo la pregunta, por ello se analizó también la proporción por años de One Hit Wonders. Aunque como bien matizan esta hecho de manera conservadora, ya que algunas de estas bandas o artistas que han sacado hits en los últimos años, tiene el potencial de volver a entrar con un nuevo hit en el futuro.  De igual forma, como veremos la gráfica muestra una tendencia a la baja muy parecida al número de hits, lo que implica, que ha bajado el número de one hit wonders por año y así también su proporción con respecto al resto. 

Proporción de one hit wonder

Esto puede tener respuesta debido a que la industria está más concentrada en el desarrollo y promoción de artistas consolidados que en el impulso de nuevas estrellas, debido al alto riesgo que esto implica. Un poco al estilo de como Hollywood se apalanca hoy en día en múltiples secuelas en vez de desarrollar nuevas historias y personajes.

Pero el declive de estrellas fugaces de la música no se debe solo al impulso de los sellos, sino también a la capacidad de desarrollo de marca que los artistas cuentan hoy en día gracias al Internet y las redes sociales, logrando así bases de fans que les facilita a aquellos que ya lo han logrado una vez, que logren una segunda y tercera entrada en los charts.

Quizás es más difícil hoy en día el desarrollo de carrera musicales para los artistas contemporáneos, pero según vemos también les es más fácil esquivar el oasis del One Hit Wonder.

The following two tabs change content below.

Ángel Navas Rosal

Ángel Navas es magister en music business y consultor estratégico especializado en el entorno digital, el marketing y la adopción de nuevas tecnologías. Conferencista y ponente para proyectos y centros como Google Music+, SAE Institute, Universidad de Deusto, AIE, Primavera Pro, Mobile World Center, Idec UPF entre otros.

Comentarios

Comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Recibe nuestra Newsletter!
Subscríbete!